El dinamismo

Imagen en el cielo de alguien que parece Dios. El dinamismo
El movimiento Pixabay


El dinamismo 



Sobre el movimiento 


Tanto en este artículo como en todos los artículos que he escrito sobre el movimiento me refiera a los movimientos repulsivos expansivos y a los movimientos atractivos del universo y no al movimiento en sí.

Existen dos tipos importantes de movimientos el repulsivo y el atractivo que son los movimientos en los que se basan todos los movimientos. Sólo a estos dos movimientos me referiré  en este artículo. 

Los movimientos en el espacio-tiempo lo forman las constantes atracciones de dos o mas existencias, atracciones que existen en el espacio gravitatorio donde vivimos. Ya que aquí toda la existencia se atrae entre sí, las cuales al unirse forman la existencia compuesta.

El tiempo es posible gracias a las constantes atracciones de las existencias entre sí y también a las constantes inducciones dinámicas inducidas por la gran sincronía dinámica que posee la expansión universal. La cual aunque solo posea existencia repulsiva posee una gran sincronía dinámica. 



¿Qué es la energía oscura?


La expansión universal es el espacio unidimensional llamado también energía oscura. La cual está compuesta de existencias dinámicas repulsivas más pequeñas posibles semejantes entre sí que surgen sin cesar de la nada.

Espacio repulsivo que impide que las existencias se puedan unir entre sí porque estas se repelen entre sí. Y por eso ahí no puede existir ni el movimiento entre existencias que se atraen entre sí, ni la existencia compuesta, ni el tiempo, ni las tres dimensiones, ni los tamaños, ni nada de lo que exista en nuestro espacio tiempo gravitatorio donde la existencia se atrae entre sí y puede formar un espacio-tiempo tridimensional que es donde existimos.



El dinamismo y las existencias dinámicas repulsivas más pequeñas posibles


La existencia que no se puede componer como existencia compuesta está formada por existencias dinámicas repulsivas más pequeñas posibles que rotan sobre sí mismas porque surgen en la nada y de la nada.

Y al estar rodeadas por la nada no tienen otra opción que rotar sobre sí misma ya que no pueden ocupar la nada puesto que esta no existe.

Estas existencias no pueden formar las existencias compuestas porque se repelen entre sí, ya que si se atrajesen entre sí dejarían de ser las existencias dinámicas repulsivas más pequeñas posibles.

Existencias repulsivas que no cesan de multiplicarse y saturar constantemente de existencias repulsivas a la expansión universal formando así el aproximadamente 95% de espacio repulsivo conocido como espacio oscuro de energía repulsiva.

Gracias a esos nacimientos sin fin de esas existencias repulsivas la expansión universal no cesa de crecer y expandirse hacia todas las partes posibles.

Para que esas existencias repulsivas se atrajesen entre sí, y así pudiesen formar las existencias compuestas,  se tendrían que transformar en existencias atractivas.

A través de la repulsión de la materia oscura en cada equis punto espacial se van acumulando una cada vez mayor cantidad de existencias repulsivas hasta llegar a un límite de gran concentración de dichas existencias repulsivas. De esa concentración de existencias repulsivas surgirá una estrella con gran poder calorífico, la cual mediante el calor transformará la existencias repulsivas de su entorno estelar en existencias atractivas y a través de eso formará un espacio-tiempo que es el espacio galáctico donde vivimos. Espacios-tiempos que no cesan de crearse conforme crece cada vez más la expansión universal. 




Autor: Salvador Sánchez Melgar


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Advertencia cookies

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más