Mostrando entradas con la etiqueta ¿Qué es el futuro?. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta ¿Qué es el futuro?. Mostrar todas las entradas

viernes, 6 de julio de 2018

¿QUÉ ES EL FUTURO?



 http://www.evolucioninteligentesinfin.com

¿El futuro está escrito?

Como el tiempo representa el transcurrir dinámico de todo lo existente, lógicamente el futuro será el transcurrir dinámico de lo que falta por transcurrir.

Si el transcurrir de las cosas transcurriese dinámicamente de manera independientemente unas de otras, entonces el presente sería un desorden todo transcurriría dinámicamente de manera diferente. Entonces cada existencia individual evolucionaría a un ritmo diferente, con lo cual el universo dejaría de existir y el futuro también. Pero eso no es así porque todo transcurre dinámicamente con orden al mismo ritmo dinámico, por eso existe el futuro, el presente y existió el pasado. Eso es una prueba más de que absolutamente todo el universo es un orden.

Al ser el universo un orden, todo lo que suceda en el universo sucederá conforme a ese orden; por tanto todos somos libres de actuar libremente pero de acuerdo a ese orden universal.

Eso quiere decir que el futuro del universo es el futuro dictado por el orden universal y ese futuro no se puede cambiar, por tanto el futuro del universo está escrito aunque haya que esperar a que suceda, pero suceda lo que suceda todo sucederá conforme al orden universal.

El orden universal como no piensa porque no es una persona ni un Dios,  no puede saber cuál es el futuro del universo, pero su tendencia al orden, a la evolución inteligente sin fin es inalterable. Civilizaciones extraterrestres muy avanzadas sí que podrían saber lo que nos deparará el futuro porque tendrán los medios adecuados para saber hacia dónde va ese orden universal, pero no podrán modificar el futuro porque eso significaría modificar el orden universal, sería desordenar el universo, sería destruir el universo.

También, las propias jerarquías de almas sabrán todo lo nos deparará el futuro, ya que estas pertenecen a todas las almas universales, y por eso poseen una sabiduría infinita.

No se podrá modificar el orden universal, pero seguramente sí que se podrán modificar aisladamente ciertos hechos insignificantes que apenas puedan afectar al orden universal.

Vivimos un orden dentro de un orden dentro de otro orden inducido por el propio orden universal, pero todos los órdenes son el mismo orden. Es decir que nuestro orden evolutivo humano pertenece al orden viviente, el cual pertenecerá al orden de la jerarquía de las almas más cercanas, las cuales pertenecerán al orden de las jerarquías de almas universales,  que pertenecerán al orden universal. Supongo que existirán más órdenes intermedios y que en el futuro nacerá otro orden: el orden robótico, pero todos los órdenes pertenecerán siempre al mismo orden universal.

El futuro de cada individualidad viviente se puede saber, no los pueden comunicar las almas, pero eso no cambia nada ya que no podemos cambiar ese futuro aunque quisiéramos, y aunque sepamos lo que nos pueda pasar estamos obligados a actuar conforme al orden universal para que ese futuro no se pueda modificar. Todo es un orden y todo sucederá conforme a ese orden.

No se puede ir al futuro porque está por llegar, pero sí que se puede ir al pasado como observador, porque todo lo sucedido y lo que suceda quedará registrado. No se puede modificar ese pasado que hemos vivido porque ya lo hemos vivido.

El propio orden universal nos impediría modificar nuestro presente si eso significa modificar nuestro futuro, y aunque lo intentásemos no podríamos, estamos inducidos a actuar conforme nos induce a actuar el propio orden universal. Eso no significa que no podamos actuar y evolucionar libremente, actuamos y evolucionamos libremente positiva o negativamente influyendo en nuestra propia evolución  pero sin poder influir en la evolución del orden universal.

O sea que si somos más o menos bondadosos o malvados, es por culpa de nuestra propia actuación. El orden universal es una meta a la que se debe llegar, aunque existan infinidades de pequeños caminos tortuosos, peligrosos, etc. y atajos que podemos escoger libremente para llegar a esa meta. Según el camino escogido, tardaremos más  o menos en evolucionar, siempre el final de nuestra evolución será esa meta evolutiva.

Después de experimentar  multitud de vivencias en futuras reencarnaciones, unos llegarán antes y otros más obstinados en no evolucionar positivamente porque quizás se crean que vivir la vida es disfrutarla al máximo a costa de lo que sea, estos tardarán más en llegar a esa meta evolutiva, por tanto sufrirán más porque necesitarán reencarnarse más veces para poder evolucionar más positivamente.

Bajo el control de la jerarquía de almas terrestres, dependientes de la jerarquía de almas universales, la humanidad evoluciona sin cesar. El orden universal es muy justo porque todo está adaptado a ese orden, no adaptarse a ese orden universal sería adaptarse a una injusticia.

El orden evolutivo viviente, nos obliga a evolucionar como vida pero también como alma. El orden universal nos induce a aprender constantemente a través de nuevas vivencias, y a ocupar las escalas jerárquicas almáticas que nos merezcamos. Todo eso forma parte del orden universal

Cuando dormimos, además de descansar y de otros beneficios que nos aporta el poder dormir; también nos permitirá que inconscientemente nos ordenemos, tanto psíquica como físicamente,  conforme al orden universal. Esto sucede porque como seres vivientes que somos podemos actuar libremente, actuando muchas veces en contra del orden, ya sea por cuenta nuestra, por accidente o por inducciones de otros. Con lo cual, el, orden universal, a través de las almas, aprovecha el estado de somnolencia profunda cuando dormimos para estabilizar nuestro orden conforme al orden universal.  Esta forma de controlar nuestro orden también lo experimentan, en más o menos medida, todos los demás seres vivientes no humanos. Sospecho, que evolutivamente se nos ha posibilitado el poder dormir para controlar y estabilizar mejor nuestro orden conforme al orden universal.

Autor: Salvador Sánchez Melgar

Registrado en Safecreative

http://www.evolucioninteligentesinfin.com