lunes, 7 de enero de 2019

Las dimensiones del alma y de la luz


 

 
Fuente: http://PIXABAY.com  Las dimensiones

  Las dimensiones del alma y las cuatro dimensiones de la luz

 (Artículo subido de http://salvadorsanchezmelgar.com)


Las dimensiones


El espacio de materia oscura y de energía oscura repulsiva es un espacio unidimensional, ya que en ese espacio todo es un orden dinámico repulsivo que se expande sin fin en una única dirección, y esa repulsión de la existencia no permite que se atraiga la existencia entre sí, con lo cual ahí no se puede formar la existencia compuesta, por tanto no se puede formar la materia ni el tiempo, ya que el tiempo sólo puede existir donde pueda existir la materia. 

Ningún espacio repulsivo podría existir como espacio tridimensional, porque para que existan las tres dimensiones la existencia se tiene que atraer entre sí, y así poder transformarse constantemente como existencia compuesta y poder constituir la materia, el tiempo y el orden tridimensional. A excepción de las dimensiones como la de la luz, donde existen unas velocidades tan rápidas que no permiten que se componga la existencia ni la materia, pero si el tiempo a una gran velocidad.

Entre el espacio unidimensional y el espacio tridimensional existirá un espacio bidimensional, ya que todos los espacios dimensionales necesitan una base que sujeten sus espacios, puesto que cómo podría mantenerse un espacio tridimensional sin una base bidimensional y otra unidimensional.

Son más importantes las dimensiones inferiores que las superiores, ya que las dimensiones inferiores son las bases energéticas de las dimensiones superiores, y nada surge por sí mismo sin una base que lo sostenga, cómo se podría construir un edificio sin unos pilares que lo sujeten.

Una dimensión superior no podría trasladar sus existencias dimensionales superiores a otra de dimensión inferior, excepto si es de forma energética, como por ejemplo el alma. Un edificio no podría trasladarse como edificio a un solar sin edificar, sin sus propios pilares o bases fundamentales y ser al mismo tiempo un edificio y un solar sin edificar. Sólo se podría trasladar un edificio a otras dimensiones inferiores en forma energética y ser así una copia energética, pero no un edificio real porque en esas dimensiones inferiores no existe la materia.

En el espacio bidimensional tampoco podría existir la materia ni el tiempo, ya que la materia forma parte de la dimensión  tridimensional donde vivimos, en donde el tiempo se ha adaptado a una velocidad a la que la existencia se puede transformar en materia, aunque existan enormes espacios donde ésta no esté transformada en materia.

Tal vez, el espacio dinámico de la dimensión bidimensional esté compuesto de una mezcla de existencias repulsivas y atractivas, o tal vez sean sólo existencias neutras, las cuales tienen que poseer alguna especie de energía, ya que nada puede existir sin energía.

Un espacio dinámico compuesto de sólo existencias repulsivas únicamente puede ser un espacio unidimensional y un espacio dinámico compuesto de sólo existencias atractivas únicamente puede ser un espacio tridimensional, o de más dimensiones.

¿Por qué la dimensión  unidimensional y la bidimensional no pueden formar la materia ni el tiempo?: porque la materia debe poseer anchura, largura y profundidad. Y la dimensión unidimensional sólo posee largura, ya que esa dimensión pertenece a un espacio oscuro de energía repulsiva, donde la largura es representada por una expansión de energía repulsiva sin fin hacia una única dirección sin fin.  Y la dimensión bidimensional posee largura y anchura porque su adaptación energética lo permite, pero no permite que exista la profundidad (lo alto ni lo bajo).

Por tanto, no se puede formar la materia en esas dimensiones inferiores porque no poseen las dimensiones de profundidad. Por tanto tampoco podrá existir el tiempo en esas dimensiones, ya que el tiempo sólo puede existir en espacios donde se pueda formar la materia, y en espacios muy veloces como los de la luz, aunque a esas velocidades no se pueda formar la materia compuesta.






Las almas y las cuatro dimensiones de la luz


Las almas son energías que adoptaron la tendencia dinámica a acumular  todo tipo de información. Y mediante eso, esas energías evolucionaron en una especie de jerarquía de energías con esa tendencia. Luego, evolutivamente en la dimensión bidimensional continuaron evolucionando adquiriendo más información  a través de las dos dimensiones.

Con el tiempo, esas energías llamadas almas, a través de la energía y de la materia de la dimensión tridimensional evolucionaron como jerarquía viviente. Y a través de la energía psíquica de las vidas acumularon cada vez más información, transfiriéndola a la jerarquía de almas.

De esa manera la jerarquía de almas pudieron evolucionar cada vez más.

Gracias a la interminable acumulación de la información que le proporcionaba la vida, la jerarquía de almas cumplían con su propósito, el de su interminable evolución sin fin mediante la acumulación de información. Ya que no se puede evolucionar sin fin si no es mediante una permanente acumulación de información.

Me cuesta creer que algo que pueda existir como jerarquía no pueda poseer tiempo, supongo que eso será así porque las almas son puras energías; o porque existen como luz y poseen la rapidez del tiempo de la luz.

Tengan en cuenta que nosotros nos movemos a la velocidad que nos movemos porque estamos adaptados al tiempo del orden tridimensional, pero si a través de millones de años estuviésemos adaptados al tiempo de la luz, al final acabaríamos moviéndonos a la velocidad de la luz como algo normal, ya que todo es adaptarse a una adaptación y que ésta permita que te adaptes.

La luz posee el tiempo porque la luz posee cuatro dimensiones como explicaré más adelante.

La luz recorre una distancia en cierto tiempo, por tanto posee un tiempo, con lo cual posee un orden, distinto a las de otras dimensiones conocidas, ya que la luz parece actuar por libre.

Por ejemplo, si una persona se pudiese convertir en onda o partícula de luz y se situase dentro del espacio de la luz, se encontraría que ese espacio tendría largura, anchura y profundidad. Pero además,  al mismo tiempo, también podría trasladarse casi instantáneamente a la misma vez a varios sitios a la vez, que sean de corto alcance. Eso no significa que esa persona pueda estar en varios sitios a la misma vez, sino que como el tiempo es tan veloz le da tiempo a ir a varios sitios en un segundo, siempre que esos recorridos no sean muy largos. Ya que la velocidad de la luz es tan rápida, que esos traslados cortos serían casi instantáneos.

Esas velocidades casi instantáneas son otra nueva dimensión, la cuarta dimensión, la del movimiento tiempo casi instantáneo.

La luz ilumina una habitación hacia lo largo, lo ancho y la profundidad, eso es una prueba que es tridimensional. Pero si además ilumina la habitación de forma instantánea, eso es la cuarta  dimensión.

La luz aunque tenga cuatro dimensiones no puede componer la materia, excepto como partícula,  ni la existencia compuesta porque las velocidades de la luz son tan altas que no pueden formar la existencia compuesta, por tanto no pueden formar la materia.

Ustedes se imaginan existir en la luz a la velocidad de la luz, la cual nos permitiría movernos tan rápidos que nadie en la existencia tridimensional nos podría ver. Además a esas velocidades podríamos mantenernos en el aire sin caer porque la velocidad de la luz impuesta a nuestros pies y a nuestro cuerpo vencería a la gravedad y al aire.

Me imagino también, que quizás las almas existan como energía de luz en esos lugares de cuatro dimensiones como la de la luz, ya que en esos lugares no se puede formar la materia, excepto como partículas.

No existe el tiempo en esos electrones que parecen estar en dos sitios a la vez, ya que al no existir el tiempo en ellos, eso les permite poder desplazarse instantáneamente de un sitio a otro por muy lejos que estén.

El tiempo no es una dimensión, es el orden dinámico que sólo puede existir en un espacio tridimensional, o en espacios con más de tres dimensiones como la de la luz.

Para que existan más dimensiones de las ya conocidas, dejando aparte a la luz, a esas nuevas dimensiones deberían sumarse las dimensiones ya conocidas, puesto que no pueden existir dimensiones superiores sin poseer las bases de las dimensiones inferiores.

Las almas pueden existir como alma en cualquier dimensión, ya que como energías que son pueden trasladarse a voluntad a cualquier espacio dimensional. Sin embargo, los seres vivos sólo pueden vivir en un mundo tridimensional, o con más dimensiones.

Todo eso me permite pensar que la vida tuvo que surgir como energía psíquica de manera evolutiva a través de esas dos primeras dimensiones.

Quizás en el espacio de energía unidimensional es donde existan las almas más puras. Las cuales existirán conforme a una escala jerárquica. Y en el espacio bidimensional, tal vez sea donde existan las almas más impuras, pendientes de volver a una nueva vida, a purificarse o a pertenecer a la jerarquía de almas de la dimensión unidimensional. 

Se cree que dentro de lo cuántico o de lo inmensamente grande pueden existir más dimensiones. Yo no lo creo así, ya que si eso fuese posible cada existencia de cada escala inferior, ya sea microscópica, atómica, sub-atómica, cuántica, o de cualquier otro tamaño menor o superior, también podrían disponer de más de tres  dimensiones, con lo cual las sumas de dimensiones podrían ser infinitas.  


Autor: Salvador Sánchez Melgar
Registrado en Safecreative

domingo, 6 de enero de 2019

¿Qué es el yo?

¿Qué es el yo?


Fuente: http://PIXABAY.com  ¿Qué es el yo?

¿Qué es el yo? 

(Artículo subido de http://salvadorsanchezmelgar.com)


 Absolutamente todo posee su yo

Todo tipo de existencia es un compuesto de existencias, de un compuesto de existencias y así sucesivamente, hasta llegar a las existencias más pequeñas posibles, las cuales son indivisibles. 

Todo tipo de existencia compuesta, ya sea en forma física o como pensamiento, poseen su propio yo como existencias compuestas que son. 

Y si se descompusieran infinidades de veces, cada existencia creada de esas descomposiciones también poseerían su yo como existencias compuestas que continuarían siendo. 

También poseen su yo, como existencias que son, las existencias más pequeñas posibles, las cuales no se pueden dividir en más existencias. 

¿Y por qué todo posee su yo?: porque absolutamente todo ocupa su propio espacio, ya sea como existencia dinámica más pequeña posible o como existencia compuesta.  


 

Orden universal 

Pero hay que distinguir en que la existencia compuesta es un yo que siempre se está transformando y los yos de la existencia dinámica más pequeñas posibles que saturan de existencia el universo no se pueden transformar.

Gracias a que todo está adaptado a existir como existencia compuesta el universo es un orden.

Todo se transforma constantemente como existencia compuesta: el pensamiento, el humo, la energía, un vehículo, el mar, la vida, la materia, la energía, etc. 

Absolutamente todo se transforma permanentemente excepto las existencias no compuestas que son las existencias dinámicas más pequeñas posibles. Las cuales individualmente no se pueden transformar, pero son las que con sus uniones forman todo tipo de existencias compuestas.

La existencia compuesta es un compuesto de existencias dinámicas más pequeñas posibles que permiten que la existencia compuesta se pueda transformar constantemente.


 

Espacios dinámicos

Los espacios que ocupa cada existencia como existencia, son espacios dinámicos propios que no pueden ser ocupados por otras existencias. 

El espacio dinámico que ocupa cada existencia no es un espacio quieto es un espacio propio que ocupa cada existencia como existencia, la cual no puede permanecer quieta ya que forma parte del movimiento expansivo universal.

Aunque las existencias dinámicas más pequeñas posibles sean todas semejantes entre sí, se diferencian unas de otras en que cada una posee su propio espacio dinámico.
Todo tipo de existencia que existe, sea simple o compuesta, ocupa su propio espacio dinámico que no puede ser ocupado por ningún otro tipo de existencia. 

Por eso mismo, un cuadrado no puede ser un triángulo, ni viceversa; ni siquiera un cuadrado puede ser otro cuadrado o un triángulo otro triángulo. 

O sea, ninguna existencia puede ser otra, porque  cada existencia ocupa su propio espacio dinámico, el cual no puede ser ocupado por otra existencia, sea del tipo que sea. 

Si algo se retira de un lugar y en ese lugar ponemos otra cosa, eso no es desocupar y ocupar un espacio dinámico. El espacio dinámico lo posee la propia existencia, sea simple o compuesta, y es ese espacio dinámico propio el que no puede ocupar otro espacio dinámico. 

Se podrán realizar infinidades de copias de cualquier tipo de existencia, pero cada copia que se haga dispondrá de su propio espacio dinámico, obtendrá su yo como existencia que es. 




Autor: Salvador Sánchez Melgar
Registrado en Safecreative
http://www.evolucioninteligentesinfin.com

miércoles, 26 de diciembre de 2018

Dos universos en uno


 
Fuente: http://PIXABAY.com


Dos universos en uno 

(Artículo subido de http://salvadorsanchezmelgar.com)


El espacio oscuro posee una sola dimensión

El espacio universal formado por materia oscura y energía oscura, es el aproximadamente el 95% de la totalidad del universo, donde casi la totalidad de su existencia es energía repulsiva y por eso sólo posee una sola dimensión como ya demostraré más adelante.
El otro espacio universal es la parte espacial del aproximadamente el 5% de espacio donde la existencia se atrae y por eso ésta se puede componer y descomponer en diferentes tipos de existencias compuestas, pudiendo así existir en ellas las tres dimensiones, y eso permite que también existan en ellas el tiempo. Este es el espacio universal atractivo en donde vivimos que une a unas galaxias con otras.


 
Fuente: http://PIXABAY.com  El orden del espacio oscuro


El orden del espacio oscuro

El universo surgió formando ese espacio universal de materia y energía oscura repulsiva.  Espacio constituido por existencias dinámicas más pequeñas posibles semejantes entre sí que rotan sobre sí mismas y por eso se repelen entre sí. Existencias que no cesan de multiplicarse, generando así un espacio universal cada vez más grande, dinámico, repulsivo y expansivo.
Y aunque en ese espacio oscuro exista materia, ésta no llega a ser totalmente materia ya que es materia repulsiva y forma parte de la energía oscura repulsiva,  las cuales no dejan que se forme la materia como materia real.
No por eso, el espacio de materia y energía oscura deja de ser un orden que se expande sin fin hacia todas las partes posibles, desde un punto cualquiera de la nada. Ya que se expande siempre con el mismo constante movimiento que le obliga a crecer sin fin.
Al no existir el tiempo en ese espacio oscuro, no pueden existir movimientos lentos, medianos, rápidos ni de ninguna otra clase. Pues tanto, las lentitudes como la rapidez necesitan un tiempo para ejecutar sus lentitudes o su rapidez. Todo movimiento necesita un tiempo para ejecutar su movimiento, sea del tipo de movimiento que sea.
Por tanto, si los movimientos de la expansión no poseen tiempo es porque el movimiento expansivo universal sólo puede ser un movimiento instantáneo, que no es movimiento sino una explosión instantánea universal. Y un movimiento instantáneo universal sólo puede ser un movimiento constante y uniforme sin principio y sin fin.
Eso me permite pensar que el primer movimiento que originó el universo, nació como individualidad dinámica más pequeña posible que no pudo crecer por sí misma porque era la individualidad dinámica más pequeña posible, ya que si creciese como individualidad dinámica más pequeña posible dejaría de ser la individualidad dinámica más pequeña posible. 



Fuente: http://PIXABAY.com  Las individualidades



Las individualidades 
Ninguna individualidad o yo, puede crecer como individualidad o yo, cómo podría crecer un yo en más yos que sean su propio yo, imposible porque todo posee su propio yo. Todo crece sumándose a lo suyo  más cantidades de otras existencias aunque sean semejantes entre sí, pero nada puede crecer como yo creciendo su propio yo.   Un niño puede crecer como existencia compuesta, su crecimiento físico es una suma de masa, pero su propio yo no puede crecer, su individualidad como persona no puede crecer.
La única opción de crecimiento de esa individualidad del origen universal era una multiplicación sin fin de más individualidades semejantes entre sí, una multiplicación de existencias dinámicas semejantes entre sí que se repelen entre sí.
Esa expansión universal no podría constituirse como orden tridimensional al no poder unir sus existencias como existencias compuestas, ya que todas sus existencias se repelen entre sí. Está constituida como orden unidimensional, que es un orden sin tiempo; por tanto, esa expansión se podría expandir sin fin porque al no poseer  tiempo no dispondrían ni de un principio ni de un fin.
No importa repetirlo otra vez más: El universo oscuro que es el que originó el universo, al ser una multiplicación sin fin de individualidades dinámicas más pequeñas posibles que se repelen entre sí no podía poseer tiempo.
Y aunque ese espacio universal oscuro posea una única dimensión, está unido a nuestro espacio universal formando juntos un único universo,  y ambos crecerán y se expandirán sin fin.
Ese orden del espacio oscuro por ser un orden unidimensional no puede poseer tiempo porque sus existencias son repulsivas y eso las impide unirse para poder formar la materia tal como la que conocemos.
Sin materia no podría existir el tiempo, puesto que cómo podría envejecer algo, o transcurrir algo de forma dinámica sino posee una existencia material consistente que se atraiga entre sí, contraria a una materia repulsiva que no se puede mantener como materia ni el más mínimo instante.
Para que pueda existir el tiempo tiene que existir la materia; y para que exista la materia tiene que existir la existencia que se atraiga entre sí y que pueda formar algo que se pueda tocar, que pueda componerse y descomponerse en múltiples formas de existencias materiales conforme envejezca.
Únicamente así, posibilitándose que exista la materia consistente se posibilita que existan las tres dimensiones y con ello el orden tridimensional y su correspondiente tiempo que mide el envejecimiento o la transformación ordenada de la existencia.
Por eso todo lo que existe en nuestro espacio universal conocido se atrae y se transforma en otros tipos de existencias compuestas, pudiendo así formarse la anchura, la altura y la largura que permiten que exista el orden tridimensional y el tiempo.

Por ejemplo: una piedra es un compuesto de existencias que se atraen entre sí y que por eso la piedra puede poseer las tres dimensiones. Pero a medida que transcurra el tiempo, esa piedra se desgastará o se transformará porque depende de un  orden llamado tiempo.

Realmente tampoco las existencias que componen las materias más duras están totalmente unidas, debe existir un mínimo espacio energético, atómico o sub-atómico que permita que la materia pueda desunirse al envejecer o transformarse, aunque sea muy lentamente. 

 

 
Fuente: http://PIXABAY.com  El Big Bang

 

El Big Bang

Al no poder existir el tiempo en ese origen universal, se produjo un "Big Bang" suave de crecimiento instantáneo. Big Bang que todavía se está produciendo de manera instantánea y sin fin porque se produce sin tiempo y con una única dimensión.
Existir en ese espacio universal de materia y energía oscura significaría carecer de las dimensiones que conocemos; significaría carecer de nuestro orden, de nuestro tiempo, de nuestra materia, de nuestro calor,  de nuestras sensaciones, sonido, luz, colores, vida, etc.
Imagínense que negro y triste será ese espacio universal de materia y de energía oscura, al cual le debemos todo, porque gracias a él se originó el universo; gracias a él nacieron y nacen las estrellas que son los grandes transformadores de existencia repulsiva en existencia atractiva mediante la generación de calor. Y debido a ello existe la materia e incluso la vida; gracias a ese espacio oscuro existe todo y el universo se expandirá y crecerá sin fin.
Ese Big Bang surgió en un punto de la nada, y surgió sin tiempo porque surgió de una individualidad dinámica más pequeña posible, que se multiplicó instantáneamente en infinidades de individualidades dinámicas semejantes entre sí que se repelen entre sí, constituyendo un universo repulsivo que crece y se expande con orden y sin fin pero sin poder formar el tiempo.  
Esas existencias repulsivas de los espacios oscuros no pueden unirse entre sí, por tanto no podrán formar existencias compuestas, con lo cual no podrán formar el orden con sus correspondientes tres dimensiones y con sus correspondientes tiempos que existen en nuestro universo conocido.
Con las estrellas nacieron las galaxias y los espacios intergalácticos.
Cualquier nave espacial tripulada que quisiese entrar en el espacio de materia y energía oscura, se desintegraría por completo, formando así parte de la existencia repulsiva de ese espacio unidimensional.  

Autor: Salvador sánchez Melgar
Registrado en Safecreative
http://evolucioninteligentesinfin.com


viernes, 14 de diciembre de 2018

Matrix




Fuente: http://PIXABAY.com  Matrix


Matrix 

(Artículo subido de http://salvadorsanchezmelgar.com


Matrix

Me gustó mucho la película de Matrix, pero no creo en las ideas de fondo de la película.
Ideas de que podemos vivir en un mundo irreal que sólo existe en nuestra mente.
Filósofos famosos sostuvieron alguna vez la idea de que vivimos en un mundo que sólo existe porque lo observamos.
Creer que todo es posible porque lo observamos, significa que sólo existe lo que vemos.
No sólo podemos ver, sino que también podemos sentir, oír, oler y saborear. Y gracias a esos sentidos, podemos obtener mayores libertades de acción.
Si únicamente tuviésemos el sentido de la vista, por mucho que observemos poco podríamos hacer. Seriamos como una piedra que vería pero que no tendría el sentido de las sensaciones para poder moverse y realizar lo que ve o lo que piensa.


El sentido más importante

El sentido más importante es el táctil, porque gracias a las sensaciones la vida evolucionó de manera sensitiva hasta poder poseer un cuerpo que se moviera; que pensara; que pudiese ver, oír, oler y saborear; además de poder procrear y heredar de manera genética entre otras muchas posibilidades.
Lo más importante de un ser viviente son las sensaciones porque las sensaciones vienen del propio alma. Y eso es así porque el alma de cada vida no puede ser otra cosa que el yo psíquico sensitivo.
Las sensaciones de manera evolutiva han originado una forma psíquica sensitiva de captar y manejar la información llamado orden evolutivo viviente. Esa evolución ha permitido que existan una gran variedad de especies vivientes.
Lo que se siente y se percibe con los sentidos llega al psiquismo como información, que de manera psíquica se transforma en información sensitiva.
Las informaciones recibidas por los sentidos se clasifican en la mente en orden de importancia, ya sea para evolucionar más o porque se necesita para sobrevivir.
El sentido sensitivo es el principal de todos los sentidos, y de él han evolucionado los demás.
Se podrá vivir careciendo de uno o de varios sentidos, pero si carecemos del sentido sensitivo no podríamos vivir o tal vez viviríamos en coma profunda.
De hecho, las plantas en general, sólo poseen el sentido sensitivo, o llámese sentido táctil. Gracias a las sensaciones los vegetales continúan siendo una de las escalas jerárquicas más básicas de la evolución viviente.
También a los vegetales le debemos parte del oxígeno que respiramos, además de que son una gran fuente de alimentación necesaria para la supervivencia de todos los seres vivos.


Sobre Matrix

Se podrán construir robots con programas muy sofisticados y posibilitar que estos robots sean muy poderosos mental y físicamente, pero no dejarán de ser una herramienta.
Los robots nunca podrán realizar por su cuenta una sociedad que nos domine, ya que los robots no son vida y para ellos el vivir, el evolucionar, el ambicionar, el dominar, etc. no supone ningún interés.
Los robots solamente podrían ser un peligro para la humanidad si estuviesen controlados por personas inadecuadas.
Matrix sería imposible que llegase a ser como la vida, ya que la vida pertenece a una evolución viviente y posee muchas sensaciones, debilidades, cualidades y otras necesidades vivientes imposibles de programar. Además cómo se podría programar un alma.
En el futuro a las personas se les podrán trasplantar todas sus partes físicas por otras artificiales, y volver a trasplantar esas mismas partes artificiales por otras a medida que se fuesen deteriorando, y con ello esas vidas podrían multiplicar sus años de vida.
Pero esto sólo se podría realizar físicamente y de forma individual. Teniendo en cuenta que el yo psíquico, o alma, de esas vidas podrían separarse de ese cuerpo artificial sin ningún esfuerzo al sentir un rechazo psíquico a esas implantaciones físicas.
Ya que el cuerpo y el psiquismo han evolucionado juntos, por tanto si uno de ellos evoluciona más que el otro provocaría un desorden en esa vida y en su alma.
El alma es la parte sensitiva de la vida que originó el surgimiento evolutivo sensitivo psíquico físico de la propia vida.
Y solamente mediante esa evolución una persona podría evolucionar también hacia otras metas evolutivas. Una persona podría vivir cientos de años al igual que lo hacen algunos árboles si la evolución viviente lo hubiese considerado necesario y apropiado.
Si físicamente a cualquier ser vivo, se le sustituyese todo su ser físico por otro artificial, esa vida podría vivir cientos de años, siempre y cuando su yo psíquico, o alma se lo permita.
Un humanoide podría vivir físicamente cientos de años, pero llegaría a un límite de adaptación en el que su psiquismo sufriría una gran falta de adaptación, con lo cual su yo psíquico, o alma, dejaría ese cuerpo artificial.
No obstante, intentar trasplantar un yo psíquico, o alma de un ser vivo, a otro cuerpo sería imposible; provocaría la muerte de esa vida.
O sea que se podría sustituir todo un cuerpo de un ser vivo por otro cuerpo artificial, pero no se podría sustituir su psiquismo.
Siempre que los órganos sexuales de un humanoide permanezcan intactos, podría tener hijos normales. No hijos humanoides, porque las adaptaciones artificiales no se podrán heredar, a no ser que después de miles de años de evolución y adaptación se pueda conseguir que los humanoides hereden algunas de sus adaptaciones artificiales.



  
Autor: Salvador Sánchez Melgar
Registrado en Safecreative