miércoles, 15 de agosto de 2018

¿Qué es el tiempo?

 

 
Fuente foto: http://PIXABAY.com  ¿Qué es el tiempo? 

 

¿Qué es el tiempo?, el tiempo está en todo

(Artículo subido  de mi otro blog: http://salvadorsanchezmelgar.com )


Cuando nació el tiempo, nació el presente, el pasado y el futuro.

El tiempo es el ritmo dinámico o la transformación dinámica ordenada producida por la conexión ordenada de toda la existencia compuesta.
 
El aproximadamente 95% del universo es materia oscura y energía oscura repulsiva, en donde existen libres las existencias dinámicas más pequeñas posibles pòrque se repelen entre sí.
Existencias que nacen de la nada como existencias dinámicas más pequeñas posibles, las cuales sólo pueden existir como existencias dinámicas que rotan sobre sí misma ya que al nacer en la nada y al estar rodeada por la nada no tienen otra opción que moverse rotando sobre sí mismas.
Y se repelen entre sí porque si se atrajesen entre sí dejarían de ser existencias dinámicas más pequeñas posibles
Todas esas existencias dinámicas más pequeñas posibles saturan de existencia el espacio expansivo. Y al mismo tiempo que se repelen entre sí, se expanden unidas en un único espacio expansivo.  Porque al estar rodeadas por la nada, la propia nada las obliga a mantenerse unidas, pero no totalmente puesto que se repelen entre sí.
Debido a esas constantes presiones de la nada, no cesan de nacer nuevas existencias, las cuales nacen por todas partes y a la misma vez, ya que nacen en donde no existe el tiempo.
Existencias que no poseen tiempo porque al repelerse constantemente entre sí, no pueden formar una unión capaz de transferirse entre sí un movimiento mutuo con su correspondiente tiempo de acción.
El tiempo sólo puede existir en las existencias unidas, puesto que el tiempo es movimiento y el movimiento sólo se puede producir y transmitir a través de la unión de dos o más existencias.
El movimiento propio de cada una de esas existencias dinámicas más pequeñas posibles no es un movimiento que atraiga, y que por eso no permite una transferencia entre existencias, es un movimiento repulsivo propio.
El movimiento atractivo que puedan poseer dos o más existencia que se atraigan entre sí, es un movimiento que transmite, y por eso es un movimiento ordenado con su correspondiente tiempo. Pero para que el movimiento y el tiempo sea posible en un espacio, todo ese espacio debe ser un espacio de existencias que se atraigan entre sí y así poder constituir la existencia compuesta.



Fuente: http://PIXABAY.com  Las estrellas

Nacimientos de estrellas

Gracias a los nacimientos de las estrellas, que como gigantescos transformadores de calor transforman las existencias repulsivas en existencias atractivas, se pudo formar la existencia compuesta. 
Existencia compuesta, que permitió que existiese un orden universal con sus movimientos y correspondientes tiempos, y que gracias a ello existe el tiempo y el orden universal.
Las estrellas son las grandes productoras de materia, energía e incluso de la vida a través de la producción de planetas adecuados para la vida.
Hay estrellas de muy diferentes tipos, y aproximadamente sólo una de cada diez contienen planetas.
Pero todos esos procesos evolutivos que permiten que nazca una estrella, se llevan incubando en la materia oscura y en la energía oscura mucho antes de que nazca una estrella.
Supongo que todo será mucho más complejo de lo que parece, pues existen muchos procesos evolutivos anteriores al nacimiento de cualquier estrella.
Gracias a las estrellas, se han originado los espacios interestelares, las galaxias y los espacios intergalácticos.
Todo el universo conocido es un orden porque todo se mueve y se transforma al mismo ritmo en el mismo instante, ya que todo está adaptado al mismop dinamismo del movimiento expansivo, aunque la expansión no posea movimiento ni tiempo porque fue una expansión instantánea.
Si no existiese orden, el universo dejaría de existir automáticamente. Ya que todo se ha formado para que exista el orden universal desde el mismo origen universal.





 
Fuente: http://PIXABAY.com  La materia oscura y la energía oscura

 

La materia oscura y la energía oscura

La materia oscura junto con la energía oscura repulsiva son las grandes productoras de existencias repulsivas que son transformadas en existencias atractivas a través de las estrellas.. 
Esa atracción entre existencias forman la existencia compuesta y la gravedad.
Al nacer todas las existencias de los espacios oscuros, como existencias dinámicas más pequeñas posibles adquirieron sus correspondientes dinamismos como existencias que rotan sin fin sobre sí mismas.
Sólo se diferencian unas de otras en que cada una ocupa su propio espacio dinámico, porque ese espacio lo han creado ellas mismas.
Como son existencias dinámicas que no se mueven como movimiento y por eso no poseen tiempo no se pueden detectar. Además cómo se podrían detectar existencias dinámicas repulsivas más pequeñas posibles.
Una vez que ya han nacido como existencia, ya no pueden dejar de existir porque dejar de existir sería volver a ser la nada, y eso no puede ser porque la nada no existe. Por eso mismo, todas las existencias  dinámicas más pequeñas posibles existirán eternamente rotando sobre sí mismas.
Todas las existencias dinámicas más pequeñas posibles son duplicaciones, las cuales nacen sin cesar por la fuerte presión inducida por la nada que rodea a todo lo existente.

 

 

La primera existencia surgió de la nada


La primera existencia que surgió de la nada fue la única existencia que surgió de la nada como la existencia dinámica más pequeña posible.
Todas las demás existencias dinámicas más pequeñas posibles han surgido como duplicaciones de las propias existencias. Y a medida que surgen, de estas surgen otras y así sucesivamente, de esa forma el universo pudo crecer rápidamente.
Esa permanente presión de la nada induce a que la existencia necesite multiplicarse sin fin mediante duplicaciones sin fin.

 

Fuente: http://PIXABAY.com El tiempo está en todo

  

Hay que tener en cuenta que cada transformación de una existencia compuesta en otra es una transformación dinámica permanente que no posee un presente. Lo cual induce a que ninguna existencia compuesta se pueda mantener como existencia compuesta exactamente igual ni el más mínimo instante.

Eso se transmite a todo lo existente permitiendo que todo se transforme o envejezca del pasado al futuro sin poder poseer un presente que se mantenga como presente.
Así funciona todo y así funcionamos nosotros, como orden universal. Orden que permite que  todo se transforme con orden, lo cual obliga a que todo se transforme o envejezca al mismo ritmo llamado tiempo.
Así funciona nuestro universo, mediante la transformación ordenada de la existencia en todo tipo de existencia como existencia compuesta.
Ese es el orden universal, la transformación compuesta ordenada de más de lo mismo.

 

 
Fuente: http://PIXABAY.com Velocidad de la existencia

 

Velocidad


No puede existir nada sin su correspondiente tiempo y dinamismo enlazados al orden universal.
A cuanto mayor velocidad transformativa se transforme algo, éste algo más envejecerá, o más se transformará.
No hay que confundir la velocidad transformativa de la existencia con la velocidad con la que actúa una existencia.
La velocidad transformativa de la existencia es la velocidad en la que se transforma una existencia compuesta, o sea el envejecimiento de todo.
La velocidad con la que actúa una existencia, por ejemplo una persona al correr o un vehículo en marcha.  Es una velocidad producida por la propia existencia compuesta.
A cuanto a mayor velocidad viaje una nave espacial por el espacio, eso permitirá  que la nave espacial se adapte menos tiempo a un mismo  ritmo o tiempo, adaptándose más al suyo propio. Con lo cual el tiempo de la nave se retendrá a un ritmo o tiempo propio más lento.
El universo es como una jerarquía, es como un mar de existencia en la que cada tramo de agua se enlaza de una manera prolongada permitiendo que el mar sea un mismo orden.
Como todos los órdenes universales pertenecen al mismo orden universal todo se adapta automáticamente de un orden a otro.
Y todo se mueve como existencia compuesta porque ésta se mueve y se transforma conforme se mueve la expansión universal. Lean ¿qué es el movimiento?

 
Fuente: http://PIXABAY.com  Existencia compuesta

Existencia compuesta

Como no existe ninguna existencia individual que sea la misma ya que todas son copias, la existencia compuesta también adquirirá su identidad propia o yo porque también adquiere un espacio propio.
De esta forma todo lo que existe está hecho de existencias compuestas con sus correspondientes yos.
Esas transformaciones permanentes de las existencias compuestas no les permiten permanecer como existencias compuestas ni el más mínimo tiempo ni en un mismo presente. De ese querer ser  y no llegar a ser de la existencia compuesta nace el presente que conocemos.
Aunque  la existencia compuesta nunca cese de transformarse en otro tipo de existencia compuesta,  ésta siempre poseerá su yo como existencia compuesta. La cual nunca llegará a permanecer como existencia ya que siempre se transformará.
Como prueba está la vida, por mucho que queramos mantenernos en el presente siempre nos transformaremos o envejecemos en otro presente.
El propio universo, el humo, un vehículo, la vida, o sea todo lo que existe posee su identidad propia, o yo.



Autor: Salvador Sánchez Melgar
Registrado en Safecreative
http://evolucioninteligentesinfin.com

jueves, 9 de agosto de 2018

¿No todo se mueve?


 

Fuente foto: https//www.PIXABAY.com  ¿Por qué todo se mueve?

                        
 

 

¿No todo se mueve?
(Artículo subido de mi otro blog: http://salvadorsanchezmelgar.com


¿Es todo movimiento?

Todo es movimiento excepto la expansión universal, ya que ésta nació instantáneamente de la nada, y crece y se expande instantáneamente sin fin, sin movimiento y sin tiempo. 
En ese nacimiento instantáneo expansivo no existió ni el movimiento ni el tiempo por eso es una expansión sin fin.
La expansión ha adquirido esa estabilidad expansiva estable gracias que a lo largo de su existencia expansiva se produjeron infinidades de nacimientos de estrellas, las cuales han originado el nacimiento del espacio galáctico ordenado donde existimos y ha influido en la expansión.



¿Cómo comenzó todo?

Todo comenzó con el origen de la primera existencia que surgió en la nada como la existencia dinámica más pequeña posible. 
Ese nacimiento fue algo infinitamente extraordinario, ya que de la nada no puede surgir nada. Pero tiempo tuvo la nada para producir esa primera existencia, ya que la nada ha existido siempre aunque el tiempo de la nada sea un tiempo imaginario.
Al surgir esa primera existencia de la nada y en la nada, surgió como la existencia dinámica más pequeña posible rodeada por la nada. 
Sólo se puede ser existencia dinámica más pequeña posible como existencia repulsiva aislada por la nada y rotando sobre sí misma.  
Esa manera dinámica de existir de la existencia dinámica repulsiva más pequeña posible rotando sobre sí misma no es movimiento en sí, puesto que el movimiento sólo se puede producir como mínimo con la unión de dos o más existencias dinámicas más pequeñas posibles, las cuales al unirse podrían transferir o adquirir el movimiento. 
Al no poder ser las existencias dinámicas más pequeñas posibles existencias atractivas, sino repulsivas, no pueden producir movimiento por tanto tampoco pueden poseer el tiempo.



Nacimiento instantáneo

El nacimiento de esa primera existencia dinámica más pequeña posible se produjo de manera instantánea porque todavía no existía ni el movimiento ni el tiempo, ya que el tiempo sólo puede existir si algo transcurre como movimiento; y éste únicamente se puede producir mediante la unión de dos o más existencias.
Las existencias dinámicas más pequeñas posibles no pueden transferir ni adquirir un posible movimiento, ya que dejarían de ser las existencias dinámicas más pequeñas posibles, por tanto dejarían de existir y eso no puede ser como explicaré más adelante.
Por tanto, además que las existencias dinámicas más pequeñas posibles no pueden transferir ni adquirir movimientos, son repulsivas, indivisibles y no se pueden transformar. 
 



La existencia no puede dejar de existir

Esa primera existencia dinámica repulsiva que surgió de la nada y originó intantáneamente el universo porque no existía ni el movimiento ni su correspondiente tiempo ya no podía dejar de existir porque eso suponía vover a ser la nada, y volver a ser la nada era imposible porque la nada no existe. 
Con lo cual esa primera existencia y todas las demás existencias existirán siempre.
Y como al ser una existencia dinámica más pequeña posible no podía crecer por sí misma como espacio dinámico, su única opción era inducir a la nada a que se originasen nuevas existencias como ella, ya que sólo se puede surgir de la nada como existencia dinámica más pequeña posible. 
Con lo cual surgirían en un mismo espacio nuevas existencias semejantes a ella. 
Todas las existencias que surgían al estar obligadas a unirse en un mismo espacio, ya que fuera estaba la nada que no se podía ocupar, como espacio unido volverían a sufrir siempre la misma presión y la misma necesidad que la primera existencia, con lo cual la multiplicación de existencias sería constante. 
Así se originó un espacio repulsivo porque todas esas existencias eran existencias repulsivas y no se podían juntar. 
Ese fue el inicio expansivo como espacio repulsivo expansivo. 
Instantáneamente surgirían sin cesar nuevas existencias semejantes entre sí creando así un enorme espacio repulsivo en menos de un instante ya que en ese espacio no existía el tiempo. 
Y al no tener más remedio que unirse todas en un mismo espacio, volverían a necesitar las mismas necesidades que necesitó la primera existencia, que era la necesidad de crecer como espacio.
Como era un surgimiento instantáneo donde no existía ni el movimiento ni el tiempo, esa expansión universal se produjo instantáneamente y continuará produciendose sin fin porque en esa expansión no existe ni el movimiento ni el tiempo.
Ese surgimiento de la primera existencia se produjo en un punto de la nada, con lo cual la expansión se tuvo que producir de manera uniforme desde ese punto hacia todas las partes posibles externas posibles. 
La expansión se expande como si fuese un globo que se hincha sin fin y el origen del universo fuese el centro de ese globo. Globo que se saturaría constantemente de existencias dinámicas más pequeñas posibles semejantes entre sí que no cesarían de nacer. Las cuales sólo se diferenciarían entre sí en que cada una ocupa su propio lugar, lo cual permite que adquieran su propio yo. Yo que también adquiere la existencia como existencia compuesta.
No puede existir absolutamente nada exactamente igual ni siquiera los átomos, la diferencia está en que cada existencia posee su propio espacio.
Por eso, nunca podrán existir dos personas exactamente iguales, ni nada igual, sólo pueden existir copias.



El espacio galáctico

En ese camino expansivo sin fin surgieron las estrellas, las cuales con sus enormes energías transformaron las existencias repulsivas en otros tipos de existencias que se atraían entre sí, formando así las existencias compuesta que se transforman sin cesar, el movimiento y su correspondiente tiempo. Y creando con ello un espacio galáctico cada vez más grande, el cual al estar inducido a moverse en la dirección expansiva también influye en que todo adquiera el orden adecuado.




Todo existe gracias a la nada

Gracias a la multiplicación sin fin de esa primera existencia dinámica repulsiva más pequeña posible, originando sin fin existencias semejantes entre sí,  y a que esos inevitables nacimientos creaban un espacio dinámico repulsivo cada vea más grande y expansivo surgieron las estrellas.
Las cuales transformaban las existencias repulsivas en existencias que se atraen entre sí, pudiendo así formarse la existencia compuesta.
De esa manera la existencia adquirió una forma de existir la de la transformación continua, ya que la existencia no podía quedarse quieta. 
Y mientras se transformaba la existencia compuesta, con más o menos densidad, formaba todo tipo de existencias compuestas.
Para que algo pueda existir como existencia compuesta debe estar compuesto de existencias que se atraigan entre sí. Pero para que eso sea posible, el universo debe ser un orden.
Sólo así todo lo que existe adquirirá cuerpo. Y como existencias unidas  podrán formar todo tipo de existencias en un universo en constante composición sin fin.
Esta forma de existir permite que el universo sea un orden, y es que no puede existir otra forma de existir distinta a esta.




Todo se transforma como existencia
Fuente: https://www.PIXABAY.com Absolutamente todo se mueve



Nació la gravedad

Esa atracción que tiene la existencia entre sí, por estar unida en un mismo espacio y por estar rodeada por la nada se llama gravedad.
La existencia tiene la propiedad de transformarse continuamente como existencia compuesta pero no la de dejar de existir. Al no poderse transformar la existencia en la nada porque la nada no existe, obliga a la existencia a existir eternamente.
La nada también es absolutamente inodora, incolora, insípida, quieta, transparente, invisible, etc.  Vean ¿qué es la nada? "la justicia de la nada".



Autor: Salvador Sánchez Melgar
Artículo subido de mi libro "La jerarquía universal"
http://www.evolucioninteligentesinfin.com

Justicia, perfección y pureza de la nada


http://PIXABAY.com. El espejo refleja la justicia más justa
Fuente foto: http://PIXABAY.com  Justicia, pefección y pureza de la nada

 

 La justicia y la nada

(Artículo subido de mi otro blog: htt://salvadorsanchezmelgar.com)

 

La nada es absolutamente justa

Justicia de la nada: Aunque no exista la nada, al originarse la existencia de la nada, la existencia no podría existir sin la nada. 
Todas las existencias dinámicas más pequeñas posibles que saturan constantemente de existencias dinámicas al universo surgen como duplicaciones de otras existencias semejantes, y eso es como si surgiesen de la nada porque surgen como existencias dinámicas más pequeñas posibles. 
Por tanto, la nada sin existir no tiene más remedio que existir como contrariedad de la existencia.
La existencia como nada hecha existencia, o como nada en movimiento que es, siempre está inducida a existir por la nada, por eso la existencia necesita ser la nada para poder existir. 
Ser la nada la existencia nunca lo conseguirá porque entonces dejaría de ser existencia. 
Ese necesitar ser y no poder obliga a la existencia a evolucionar sin fin, a adquirir una permanente tendencia a necesitar poseer las cualidades de la nada sin poder conseguirlas nunca.
Las cualidades principales de la nada son: La justicia, la perfección y la pureza.
La nada es absolutamente justa como nada por ser totalmente nada. Es absolutamente perfecta como nada por ser totalmente nada. Es absolutamente pura como nada por ser totalmente nada.
La nada posee unas cualidades que nunca podrá poseer la existencia; porque esas cualidades son absolutas por tanto son imposibilidades.


La justicia y la evolución

Poseer la justicia absoluta es imposible para la existencia pero no para la nada, la cual es plenamente justa como nada. Poseer la perfección absoluta de la nada es imposible para la existencia pero no para la nada, la cual es plenamente perfecta como nada. Ser la pureza absoluta es imposible para la existencia pero no para la nada, la cual es plenamente pura como nada.
Además, la nada posee otras cualidades, las cuales expondré en otro artículo. 
Esa tendencia de la existencia a necesitar adquirir las cualidades de la nada se llama evolución. Y es una evolución sin fin porque son cualidades que nunca se podrán conseguir. 
Esa evolución sin fin está transmitida a toda la existencia, y donde más se percibe es en la evolución viviente porque es la existencia más evolutiva y la que más cerca está de conseguir esas cualidades que nunca se podrán conseguir.
La evolución inteligente sin fin universal está constantemente inducida a tratar de alcanzar esas tres cualidades de la nada. Es una necesaria tendencia evolutiva que posee la existencia para poder existir. Por eso también la evolución inteligente sin fin es una evolución sin fin.
Esa evolución sin fin la vemos continuamente en las constantes luchas del bien contra el mal. Es una forma de evolucionar aunque muchas veces se trata de involucionar, al final  se evoluciona siempre, aunque sea paulatinamente, porque la evolución sin fin no permite la involución.
El fin de la evolución no es alcanzar esas cualidades de la nada ya que son imposibilidades, el fin de la evolución sin fin es evolucionar siempre sin fin. De esta manera el universo crece sin fin.
Se evolucionará más a través de las almas que también tienen esa tendencia a evolucionar sin fin, porque las almas pertenecen a la evolución viviente que es la evolución más evolutiva.  
Al final de la evolución sin fin de cada planeta, se salvarán de continuar evolucionando como vida las almas más evolutivas de esos planetas, entonces el bien habrá vencido al mal en esas almas. El resto de almas formarán parte de otra evolución viviente en otro planeta que albergue vida. Mientras eso sucede no cesarán de nacer nuevos planetas que alberguen vida, e iniciarán sus correspondientes evoluciones en una lucha entre el bien y el mal.
El mal será vencido por las almas más evolutivas de cualquier civilización extraterrestre cuando lleguen esas almas a sus metas evolutivas. 
El bien y el mal existirán siempre porque siempre surgirán nuevas civilizaciones que necesitarán esa lucha del bien contra el mal para poder evolucionar.
 

No importa repetirlo una vez más

Esa permanente  tendencia de la existencia queriendo ocupar la nada, permite que  la existencia adquiera la tendencia evolutiva que posee. Porque querer ocupar permanentemente la nada no es sólo querer ocupar lo que no existe. Es querer poseer las cualidades de la nada, que son: la perfección, la justicia y la pureza, y otras más que comentaré en otro artículo.
Esa necesidad de ser la perfección, la justicia y la pureza de la nada es lo que induce a que todo tienda a la evolución sin fin hacia esas metas inalcanzables.
Es como si el universo fuese una esfera que rotase sin fin en un mismo sitio queriendo llegar a otro sitio distinto sin poder salir de su sitio. Esa insistencia a querer salir de su sitio es lo que ayuda al universo a moverse y a existir eternamente.
La absoluta quietud es otra cualidad de la nada, que como tendencia  necesita adquirir la existencia, y esa tendencia frena gran parte de la velocidad expansiva sin fin inducida al universo. Velocidad que posibilita que cada una de las existencias dinámicas más pequeñas posibles adquiera una gran velocidad y energía propia cada vez mayor.
La primera existencia dinámica que originó el universo, además de ser dinámica,  irrompible, indivisible y eterna era también evolutiva. Y todas las demás existencias dinámicas más pequeñas posibles que saturan constantemente de existencia el universo son semejantes a esa primera existencia.
 
Autor: Salvador Sánchez Melgar
Registrado en Safecreative
http://evolucioninteligentesinfin.com

 

¿Qué es la nada? segunda parte



 
Fuente foto: http://PIXABAY.com  ¿Qué es la nada?

 

¿Qué es la nada? segunda parte

(Artículo subido de mi otro blog: htt://salvadorsanchezmelgar.com)

 

La nada no existe pero existe

La nada no existe pero ha sido, es y será imprescindible para que exista la existencia.
Todo es dinamismo, por eso la primera existencia que originó el universo tuvo que ser una existencia dinámica. Tuvo que ser la existencia dinámica más pequeña posible, porque todo lo que se origina por primera vez se origina desde lo más pequeño posible.
Esa primera existencia que originó el universo seguramente surgió de una manera infinitamente extraordinaria.



Todo es un orden

El universo es un orden, aunque dentro de ese orden pueden nacer otras evoluciones que evolucionen de manera independiente, como las estrellas y los planetas.
Pero aunque las estrellas y planetas evolucionen independientemente, están también inducidas a evolucionar conforme evoluciona el orden universal.
Como todo es un orden, nos podemos trasladar a cualquier otro lugar del espacio y adaptarnos instantáneamente a otra evolución.
Si cada existencia compuesta evolucionasen con diferentes tiempos la existencia sería un desorden. Entonces cada una de esas existencias tendrían un tiempo y un transcurrir dinámico propio distinto unas de otras.
Por ejemplo: si dos piedras semejantes evolucionasen con distintos órdenes sufrían diferentes transcurrir dinámicos, transformaciones y tiempos.
Los átomos de una piedra evolucionarían adaptados a un orden distinto que los átomos de la otra piedra, por tanto una piedra se transformaría, o envejecería a un ritmo diferente que la otra.
Si a ambas piedras con diferentes desórdenes la intentásemos fundir juntas, nos encontraríamos que al disponer cada piedra de diferente orden no se aceptarían y al fundirlas, instantáneamente se desintegrarían, se transformarían en la nada.
Al unir las piedras se provocaría un desorden en ambas piedras porque cada una poseía un orden diferente.
Es un ejemplo porque nada en el universo puede existir con diferente orden, ya que todo el universo pertenece a un mismo orden universal.
Sin orden universal habría un desorden universal que instantáneamente transformaría toda la existencia en la nada.
Con lo cual, eso demostraría que todo el universo es un orden universal, porque todo existe, y está formado como existencia.
Cada existencia compuesta se mueve y se transforma dependiendo del orden universal. Ese orden es lo que se conoce como tiempo.


La existencia existirá siempre

Y aunque la nada no exista, la existencia está obligada a existir siempre. Ya que dejar de existir sería transformarse en la nada y eso no puede ser porque la nada no existe.
Por tanto la existencia existirá siempre como universo rotando sobre sí misma por estar rodeada por la nada.
Realmente ni la existencia es real ni la nada tampoco, porque ésta no existe y la existencia es la nada hecha existencia.
La primera existencia que surgió de la nada al ser una existencia dinámica estaba obligada a existir como movimiento.
Esa primera existencia se tenía que mover de alguna forma, pero sólo podía moverse de manera rotatoria puesto que estaba rodeaba por la nada.
La nada no se podía ocupar porque no existe, por eso la primera existencia estaba obligada a rotar sobre sí misma en su propio espacio.
Además no existe otra forma de ser movimiento más pequeño posible si no es moviéndose de forma rotatoria.
La existencia no rota sobre sí misma como existencia compuesta, lo que rota sobre sí mismas son las existencias individuales más pequeñas posibles.


Todo es dinamismo

Surgiese lo que surgiese de la nada sólo se podía surgir como existencia dinámica, puesto que todo es dinamismo.
Esa primera existencia dinámica que originó el universo, al estar rodeada por la nada y no poderla ocupar sufriría una fuerte presión. Pero por mucha presión que sufriese no podía romperse, ni dividirse ni destruirse puesto que era la existencia más pequeña posible.
Sólo existen dos tipos de existencias: las existencias indivisibles y las existencias compuestas. Las indivisibles son las existencias dinámicas más pequeñas posibles que se repelen entre sí.  Y las compuestas son agrupaciones de existencias dinámicas formadas por las existencias que se atraen entre sí.
Las existencias indivisibles son las que saturan constantemente de existencias repulsivas el espacio de materia oscura y de energía oscura, y que juntos forman un espacio repulsivo unidimensional porque se expande en una única dirección de manera constante.
A través de las estrellas, la existencia repulsiva se transforma en existencia atractiva, que es la que puede constituir la existencia compuesta y su correspondiente espacio tridimensional, que es el formado por todas las galaxias.
Sólo la existencia compuesta puede romperse, dividirse y transformarse componiendo otros tipos de existencias. Las existencias más pequeñas posibles son irrompibles e indivisibles.  Éstas sólo se pueden multiplicar mediante copias de sí mismas, y de hecho eso es lo que hacen sin cesar, pero como existencias libres.
Las existencias más pequeñas posibles están libres cuando no forman parte de la existencia compuesta.
Las existencias libres están libres porque son nuevas existencias que todavía no les ha dado tiempo a formar parte como existencia compuesta del orden universal.
Las existencias libres son las existencias dinámicas más pequeñas posibles,  las cuales están situadas más cercanas a la nada que las existencias de las existencias compuestas.
Dichas existencias libres se duplican sin cesar porque están más cercanas a la nada formando un cinturón universal llamado espacio oscuro y energía oscura.

      Las teclas del piano son copias
Fuente: https://www.PIXABAY.com Las teclas del piano son copias

 

 Las copias

La duplicación sin fin es la única opción que tienen dichas existencias más pequeñas posibles para que el universo pueda crecer.
La fuerte presión que sufre la existencia por estar rodeada por la nada, obliga a dichas existencias más pequeñas posibles a duplicarse constantemente.
Al estar todas las existencias que nacían rodeadas por la nada, no tuvieron más remedio que atraerse entre sí en un mismo espacio aunque esas existencias se repelen entre sí.
La presión por no poder ocupar la nada, las obligaba a duplicarse sin cesar, y las que nacían también se duplicarán sin fin. De esta manera el universo crecería rápidamente.
De esta forma el universo se saturaba constantemente de existencias rodeadas por la nada. Crecer como espacio dinámico en un mismo espacio es también una expansión.
Esa presión que sufría la existencia por estar rodeada por la nada, no es por culpa de la nada sino porque la existencia se sentía oprimida al no poder ocupar la nada.


El yo

¿Qué es la nada?: Solamente la primera existencia que originó el universo surgió de la nada, las demás existencias nacían como copias de las mismas existencias. Diferenciándose unas de otras en que cada una ocupaba su propio espacio dinámico.
Por eso cada una adquiere su identidad propia o llámese yo. Lógicamente el yo de la existencia no es el mismo yo que el yo psíquico humano.
Hay que tener en cuenta que también las existencias compuestas adquieren su yo, como existencias compuestas. Tanto el propio Cosmos, como un pensamiento, un ser vivo, un automóvil, el humo o lo que sea, es una existencia compuesta.

 

Nada y evolución sin fin

Esa presión de la nada que sufría la existencia es también porque necesitaba adquirir otras tendencias. La tendencia a necesitar adquirir las cualidades más importantes de la nada: la perfección, la justicia y la pureza.
Por eso la existencia del orden universal posee una tendencia sin fin a necesitar ser perfecta, justa y pura. Cualidades que la existencia nunca podrá conseguir porque conseguirlo sería ser la nada, por tanto dejar de existir.
Esas tendencias sin fin a necesitar ser lo que es la nada se llama evolución sin fin. Una evolución que está transmitida a todo lo existente, también a la vida.
La existencia no puede evitar cesar  de moverse sin fin inducida por esas tendencias a necesitar ser la nada, eso permite que todo el orden universal sea un orden.
Todo evoluciona con esa tendencia al orden; también la evolución viviente  trata constantemente de evolucionar sin fin hacia la perfección, la justicia y la pureza.
Metas que siempre se tratarán de conseguir pero que nunca se conseguirán porque la perfección perfecta no existe, y la justicia absolutamente justa es una imposibilidad al igual que la plena pureza.



Autor: Salvador Sánchez Melgar
Registrado en Safe creative
http://evolucioninteligentesinfin.com

¿Qué es la nada? primera parte






Fuente foto: https://www.PIXABAY.com ¿Qué es la nada?

 

¿Qué es la nada? primera parte

  (Artículo subido de http://salvadorsanchezmelgar.com)

 

¿Qué es la nada?, ¿la nada es Dios?

Lo que es la nada no se puede explicar en un sólo artículo, la nada es mucho más que la nada.
¿Qué es la nada?: Todo es la nada hecho existencia.
Gracias a que existe la existencia existe la nada y viceversa, por eso la nada es la contrariedad de la existencia.
La nada no existe pero ha sido, es y será imprescindible para que exista la existencia.
De la nada surgió la primera existencia dinámica más pequeña posible.
La nada es oscura porque no se ve, no tiene color por eso es lo más parecido al negro.
La existencia existirá siempre. Ya que dejar de existir sería volver a ser otra vez la nada, y eso no puede ser porque la nada no existe.

 

Todo surgió de la nada

Tuvo que existir una primera vez y una primera existencia que originó el universo. Y tuvo que ser una existencia dinámica puesto que está comprobado que todo es dinamismo.
Y tuvo que surgir de la nada ya que sólo se puede surgir como existencia dinámica más pequeña posible surgiendo de la nada.
Para surgir algo de la nada, de lo que no existe, tendría que surgir como algo infinitamente extraordinario.
Tiempo tuvo la nada de posibilitar ese surgimiento dinámico ya que la nada ha existido siempre.
Hay que tener en cuenta, que el tiempo de la nada es un tiempo imaginario ya que donde no existe nada no puede existir el tiempo.
Sólo podía surgir la existencia de la nada, y sólo podía surgir como movimiento. De esa manera surgió esa primera existencia rodeada por la nada.
Una vez surgida esa primera existencia como movimiento, ya no podía dejar de existir porque dejar de existir sería dejar de moverse y volver a ser la nada, y eso no podía ser porque la nada no existe.
De esa manera, esa primera existencia se consolidó para siempre como existencia en movimiento.
Pero al surgir rodeada por la nada y no poder ocupar la nada porque la nada no existe, a esa primera existencia no le quedaba más remedio que existir eternamente rotando sobre sí misma.
Esa primera existencia dinámica tenía que surgir como movimiento rotatorio. No podía moverse de otra manera, puesto que estaba rodeada por la nada y la nada no se podía ocupar ni de manera recta, ni de ninguna otra manera porque la nada no existe.
Debido a eso a esa primera existencia no le quedaba más remedio que existir eternamente rotando sobre sí misma.



¿Cómo surgieron las demás existencias?

Al estar esa primera existencia rotando sin cesar sobre sí misma sin poder ocupar la nada que la rodeaba nació en esa primera existencia una fuerte repulsión contra la nada. Nació la primera repulsión universal.
Esa constante repulsión obligaba a esa existencia a acelerar su rotación cada vez más hasta llegar a un límite que la induciría a estallar.
Como era la existencia dinámica más pequeña posible no podía estallar, ni romperse, ni dividirse porque al ser lo más pequeño posible no podía empequeñecer aún más. 
Por tanto, a esa existencia, esa gran repulsión únicamente le ofrecía la opción de engrandecerse.
Pero únicamente podía crecer como espacio dinámico, y a través del surgimiento de nuevas existencias semejantes entre sí, porque todo lo que surge de la nada tiene que surgir como existencia dinámica más pequeña posible rotando sobre sí misma.
Puesto que crecer por sí misma como existencia dinámica no era posible. Sólo se podía crecer como unión de existencias dinámicas creando así un espacio dinámico cada vez más grande. 
O sea sólo se podía crecer a través de la unión de existencias mediante continuos nacimientos de existencias dinámicas más pequeñas posibles.
Debido a eso nació la duplicación sin fin de la primera existencia y de sucesivas existencias que surgiesen. 

 
Fuente: http://pixabay.com Duplicación de existencias


Duplicación de existencias

Al duplicarse la primera existencia originó otra existencia igual, con lo cual ambas existencias no tenían más remedio que unirse, ya que la nada no se podía ocupar. 
De esta manera nació la primera aglomeración de existencias universales gracias a la constante  repulsión de la nada.
Por consiguiente,  todas las existencias semejantes entre sí que surgían instantáneamente donde no existía el tiempo, unidas formarían un espacio dinámico en el que rotarían independientemente, generando así entre existencias una energía repulsiva. Generando el espacio oscuro repulsivo universal.
Todas las existencias se expandirían unidas porque estaban rodeadas por la nada, pero a la vez todas se repelen entre sí porque sus rotaciones propias no les permitían una plena atracción entre existencias. Con lo cual se creó un universo de energía repulsiva.
Mediante las constantes duplicaciones de existencias volverían a surgir nuevas duplicaciones, y de estas también surgirían otras duplicaciones, y así sucesivamente. Permitiendo con ello que ese espacio llamado universo fuese cada vez más grande y expansivo.
Pero esto no sucedió lentamente, sucedió instantáneamente ya que todavía no existía ni el tiempo ni el orden universal. 
Ese orden era un orden unidimensional donde no podía existir el tiempo, ya que el tiempo sólo puede existir en un orden universal donde la existencia se pueda atraer y componer como materia. 
Nuestro orden tridemensional nació gracias a que surgieron las estrellas y transformaron la existencia repulsiva en existencia atractiva, creando así un espacio intergaláctico atractivo unido de manera expansiva al espacio oscuro.



Crecimiento universal

Ese gran crecimiento universal, que se originó en un punto rodeado por la nada, expandiéndose como existencia dinámica hacia todos los sitios posibles se produjo en menos de un instante porque no existía el tiempo. 
Ese crecimiento universal continúa acelerándose, porque el universo continúa rodeado por la nada, la cual con su repulsión obliga a que el universo crezca de forma rotatoria y se expanda sin fin.  
Todas las existencias más pequeñas posibles que saturan constantemente de existencias al universo rotan sobre sí mismas porque surgen como existencias dinámicas más pequeñas posibles.
El universo no cesará de crecer, porque constantemente enn el espacio oscuro nacen nuevas existencias dinámicas más pequeñas posibles, ya que nacen como duplicaciones, y es que no pueden nacer de la nada de otra manera.
La existencia para poder ser existencia necesitaba moverse. Y para poder moverse necesitaba que existiese la nada, la cual existe porque la existencia necesita existir como movimiento.
Esto es así porque el movimiento no es existencia real sino la nada en movimiento.

 

La existencia es como la nada

¿Qué es la nada?:
Ni la nada es real ni la existencia tampoco, porque la nada no existe y la existencia es la nada hecha existencia o la nada en movimiento.
De la nada surgió un espacio dinámico, surgió la primera identidad propia, el primer yo de la existencia, surgió el origen del universo.
Existir eternamente como movimiento rodeado por la nada y no poder dejar de existir era una constante presión.
Eso obligaba a la existencia a necesitar ocupar la nada, pero al no poderla  ocupar, estaba obligada a crecer de alguna forma.
No podía crecer así como así. Sólo podía crecer duplicándose como existencia. Puesto que la existencia sólo puede nacer como existencia más pequeña posible.


 ¿Qué es la nada?: Jóvenes divirtiéndo sin preocuparse de que todo es la nada hecho existencia.
Fuente: https://PIXABAY.com Gracias a la nada existimos siempre

Todo lo que existe existirá siempre, ya que si algo dejase de existir tendría que transformarse en la nada y eso no puede ser porque la nada no existe.

Las existencias más pequeñas posibles por mucha presión que tuviesen no podían dividirse puesto que eran las existencias más pequeñas posibles. Por eso no tenían otra opción que la duplicación.

 

Cualidades de la nada

¿Qué es la nada?:
Esa fuerte presión que sufría la existencia por no poder ocupar la nada inducía a la propia existencia a necesitar ser la nada.
Necesitar ser la nada es necesitar poseer las cualidades de la nada: la perfección, la justicia y la pureza.
La nada es perfecta como nada porque no existe, la nada es justa como nada porque no existe, la nada es pura como nada porque no existe.
Además la nada posee otras cualidades menos importantes que comentaré en otro artículo.
La existencia posee una tendencia sin fin a ser perfecta, justa y pura como la nada.
Cualidades de la nada que la existencia nunca podrá conseguir porque para conseguirlas tendría que transformase en la nada, y eso sería dejar de existir.
Esa tendencia sin fin a necesitar ser lo que es la nada se llama evolución, pero no es una evolución sin más, es una evolución sin fin.
Gracias a esas tendencias a poseer las cualidades de la nada existe una evolución sin fin. Existe la evolución viviente y su constante lucha por la perfección, la justicia y la pureza.
Esa evolución sin fin es una lucha permanente del bien contra el mal. Lucha evolutiva que permite evolucionar cada vez más.
La plena perfección, la plena justicia y la plena pureza son metas que nunca se conseguirán porque son cualidades de la nada.
El hecho de evolucionar siempre hacia esas metas evolutivas sin poder conseguirlas, permite que se evolucione sin fin.
La perfección perfecta no existe, la justicia absoluta es una imposibilidad y la plena pureza no existe, únicamente existen si existen como nada.

 

La evolución inteligente sin fin

Las existencias más pequeñas posibles permiten que con sus uniones, más o menos densas todo exista como existencia compuesta.
¿Qué es la nada?: Gracias a la nada todo se transforma, todo evoluciona sin fin.
Gracias a la nada la existencia adquiere sus identidades propias como existencias individuales y como existencias compuestas.
Aunque las existencias compuestas son composiciones que se transforman constantemente en otras composiciones.
Las existencias compuestas son un compuesto constituido por existencias que se atraen entre sí.
El propio universo es una identidad propia, o yo, como compuesto de existencia que es, aunque en él exista un espacio oscuro de existencias que se repelen entre sí.
Un pensamiento, el humo, un vehículo, etc., en fin todo lo que exista como existencia compuesta posee su identidad propia o yo como existencia compuesta.
Absolutamente todo lo que existe donde existe el orden transformativo y sus correspondientes tiempos es existencia compuesta.
Las existencias más pequeñas posibles que se repelen entre sí y que saturan constantemente de existencias el espacio oscuro, no se pueden detectar con los medios que se disponen. Ya que cómo se podría detectar algo totalmente dinámico, repulsivo y que a su vez sea lo más pequeño posible.


Autor: Salvador Sánchez Melgar
Registrado en Safecreative
http://evolucioninteligentesinfin.com

¿Qué es la gravedad?


. La gravedad del agua al caer
Fuente foto: http://www.PIXABAY.com  ¿Qué es la gravedad?

 

La gravedad está en todo 

(Artículo subido de mi otro blog: http://salvadorsanchezmelgar.com)


 ¿Qué es la gravedad?


La gravedad es la atracción entre sí de todas las existencias concentradas en un mismo espacio universal.
Existen dos espacios universales: el espacio de materia oscura y energía oscura que ocupa el aproximadamente el 95% del universo, en el que todo lo que existe es existencia repulsiva.
Espacio donde también existe un orden, aunque sea repulsivo, ya que todo se expansiona de forma repulsiva de manera constante y sin fin en la misma dirección.
En este espacio no puede existir el tiempo porque su existencia es repulsiva y ahí no se puede componer un orden adecuado de existencias compuestas que se atraigan entre sí, en el que pueda existir un transcurrir dinámico, o envejecimiento. Por eso este espacio es unidimensional.
Tampoco en este espacio puede existir la gravedad porque la gravedad es la atracción de las existencias y no su repulsión.
El otro 5% del universo es el espacio universal compuesto de existencias dinámicas que se atraen  entre sí, pudiendo así formar las existencias compuestas. Las cuales se pueden  transformar y envejecer, lo cual posibilita que exista el tiempo y la gravedad.
Gracias a ello este espacio es un orden tridimensional en el que existe la gravedad porque todas las existencias se atraen entre sí.
Los dos espacios universales que forman un único universo se expanden sin fin unidos en una misma dirección.
El espacio oscuro induce a que surjan en los puntos universales adecuados, enormes energías caloríficas repulsivas llamadas estrellas que transforman la energía repulsiva en energía atractiva y con ello posibilitan que exista un espacio universal intergaláctico de energía atractiva como el nuestro.



El universo se satura constantemente de existencia

Alrededor de dichas existencias intergalácticas que se atraen entre sí, está la parte universal de materia y de energía oscura repulsiva, y alrededor de éstas está la nada, la cual no se puede ocupar porque no existe.
Y a medida que el espacio oscuro va creciendo, en él van naciendo nuevas existencias repulsivas, las cuales se van uniendo sin juntarse plenamente porque se repelen entre sí formando entre ellas una energía repulsiva.
Y tratan de juntarse entre sí porque no tienen otra opción ya que fuera está la nada y la nada no se puede ocupar porque la nada no existe. Por tanto todas esas existencias no tienen más remedio que unirse sin poder unirse totalmente porque se repelen entre sí, formando así un espacio repulsivo que obliga a que nazcan sin cesar nuevas existencias dinámicas más pequeñas posibles, las cuales permiten con sus nacimientos que ese espacio crezca sin fin. Y crece instantáneamente sin fin porque en ese espacio repulsivo no puede existir el movimiento ni su correspondiente tiempo.
Así se forma un cada vez más grande espacio oscuro repulsivo.



Existencias dinámicas repulsivas

El espacio oscuro repulsivo se satura constante de existencias dinámicas repulsivas más pequeñas posibles semejantes entre sí.
Las cuales están consolidadas como existencias dinámicas porque nacen de la nada rotando sobre sí mismas, y debido a sus rotaciones individuales y a que como existencias dinámicas más pequeñas posibles no se pueden dividir ni transformar se repelen entre sí.
Y aunque sean semejantes entre sí se diferencian unas de otras en que cada una ocupa su propio espacio dinámico; por eso cada una posee su propio yo.
Y sólo pueden nacer como existencias dinámicas más pequeñas posibles, porque de qué otra forma se puede nacer de la nada. 
Nacen rotando sobre sí misma, porque de qué otra manera se puede nacer como movimiento rodeado por la nada. 
Sus movimientos no son reales, porque son movimientos propios que no se puedan transmitir, ni siquiera pueden admitir otros movimientos puesto que dejarían de ser existencias dinámicas más pequeñas posibles. Además si ese movimiento propio no se puede transmitir porque es repulsivo, en ese movimiento no puede existir tiempo, porque el tiempo es el transcurrir dinámico del movimiento. Con lo cual la expansión se produjo y se produce sin fin de manera instantánea porque sus existencias repulsivas no pueden poseer sus movimientos con sus correspondientes tiempos. Y es imprescindible que la espansión esté formada por esas existencias, ya que la expansión se expande sin fin gracias a esos constantes nacimientos.
De cada existencia que nace nacerán otras nuevas existencias semejantes entre sí, y así sucesivamente, de esa manera el universo creció instantáneamente y crecerá instantáneamente sin fin.


Nacimientos de las estrellas.

En cada equis puntos del espacio pudieron concentrarse grandes cantidades de existencias.  Eso produjo grandes cantidades de calor, energía, dinamismo y gravedad en esos puntos espaciales dando origen a las estrellas. Las cuales, con sus fuertes energías transformaron la existencias repulsivas en una mezcla de existencias atractivas, pudiéndose así constituir la existencia compuesta y un mundo galáctico ordenado en que mediante la transformación constante de la existencia compuesta evolucionaba sin fin con una gran variedad de todo tipo de existencias. 
En el aproximadamente un 10% de estrellas pudieron surgier planetas, satélites y otros posibles astros de diferentes tamaños. 
Cada planeta surgiría, inducido por el orden de las estrellas, según fuesen sus composiciones, dinamismos y distancias a sus correspondientes estrellas. Pero solamente en los planetas adecuados para la vida surgirían de manera inevitable la vida, porque el universo es una evolución sin fin, y la evolución está en todo y encuentra todos los caminos evolutivos posibles, por eso el camino evolutivo de la vida es inevitable que surja si ese camino es posible.


La existencia compuesta es tiempo

El tiempo es el transcurrir dinámico ordenado de la existencia compuesta.
Todo lo que existe en nuestro mundo conocido es tiempo porque todo nuestro mundo conocido existe con orden como existencia compuesta.
El tiempo sólo puede existir en algo que transcurra como existencia compuesta con orden, o sea en algo que posea las tres dimesnsiones como la existencia compuesta. Ya que cómo va a poder envejecer algo que no se pueda transformar como existencia en otro tipo de existencia, y sólo se puede transformar algo como existencia existencia compuesta. Sólo algo se puede transformar como existencia compuesta, que es la que puede poseer las tres dimensiones.
El espacio de materia y energía oscura repulsiva posee un orden porque se expande sin fin en una misma dirección dinámica repulsiva. Sin embargo su orden no puede poseer el tiempo porque el tiempo necesita que la existencia se atraiga entre sí y así ésta poder formar una existencia compuesta que pueda transcurrir como tiempo.
Una piedra, un árbol, una persona o cosa son compuestos de existencias ordenados que transcurren de manera dinámica con su correspondiente tiempo.
El tiempo no es existencia real, es como una medida parecida a los números los cuales son representaciones de cantidades; pero si esas cantidades no existen como cantidades de existencias que se puedan medir, el tiempo no existiría en ellas porque no podrían medirse sus cantidades de existencias.


La existencia del espacio oscuro

Todo en el espacio de materia y energía oscura es un compuesto de existencias más pequeñas posibles porque sólo se puede surgir así de la nada.  Pequeñas existencias en movimiento semejantes entre sí que nacieron como existencias más pequeñas posibles.
Una vez nacidas así, existirán siempre como existencias dinámicas más pequeñas posibles puesto que la existencia no puede dejar de existir, ya que dejar de existir sería transformarse otra vez en la nada y eso es una imposibilidad ya que la nada no existe.
Algo que surja de la nada ya no puede dejar de existir porque precisamente ha surgido como existencia.
Cada existencia individual e indivisible más pequeña posible posee su identidad propia "o yo" indivisible. Cada compuesto de existencias también posee una identidad propia "o yo" como compuesto de existencias.




 Mujer que observa algún tipo de existencia
Fuente: https://PIXABAY.com Se pregunta de que estará hecho todo




Autor: Salvador Sánchez Melgar
Registrado en Safecreative
http://www.evolucioninteligentesinfin.com


¿Qué es el futuro?

Carretera sin fin que representa un futuro que no se ve
Fuente foto: http://www.PIXABAY.com ¿Qué es el futuro?

 

El futuro está escrito

(Artículo subido de mi otro blog: http://salvadorsanchezmelgar.com)

 

El tiempo es el transcurrir dinámico ordenado

Teniendo en cuenta que existen dos universos en uno:
El universo ordenado de existencias compuestas que es en donde existe el orden completo, con lo cual existe el tiempo porque todo existe como existencia compuesta que se transforma continuamente.
Y el universo desordenado constituido de existencias dinámicas más pequeñas posibles desunidas, que están libres y aunque sea un universo desordenado es un orden desunido porque en él sólo existen existencias dinámicas más pequeñas posibles semejantes entre sí. Este universo es el 95% del universo formado por materia y energía oscura.

 
Fuente: http://PIXABAY.com  El futuro

El futuro

El futuro es  el transcurrir dinámico ordenado de la existencia.
Lógicamente el tiempo también será el transcurrir dinámico ordenado de lo que falta por transcurrir.
Si el transcurrir dinámico ordenado de las cosas transcurriese de manera independiente unas de otras, la existencia sería un desorden.
Con un desorden en el transcurrir del tiempo cada existencia ordenada evolucionaría a un ritmo diferente, con lo cual el universo ordenado dejaría de existir y también el tiempo.
Pero eso no es así porque todo el universo ordenado transcurre de manera dinámica con orden. Todo, en el universo ordenado, transcurre al mismo ritmo dinámico, ritmo que es el tiempo.
Por eso existe el futuro, existe el presente y existió el pasado, que son una prueba más de lo que es un universo ordenado.
Al ser nuestro universo conocido un orden, todo lo que suceda en él sucederá conforme a ese orden. Todos somos libres de actuar libremente pero de acuerdo a ese orden universal.

Lo importante sucederá, no se podrá cambiar

El futuro del universo es el transcurrir dinámico ordenado del propio orden universal, por tanto el futuro del universo no se podrá cambiar porque transcurre como orden.
Por tanto, los hechos más importante de nuestras vivencias que suponga cambiar el futuro predestinado conforme al orden de la humanidad, tampoco se podrán cambiar, porque pertenecemos a un orden dentro del orden universal.
Todo es un orden y todo debe suceder conforme a ese orden, lo que suponga cambiar ese orden no se puede cambiar.
Las galaxias, sistemas planetarios y planetas funcionan con su propio orden, pero adaptados al orden universal.
Cada persona vivirá su presente como quiera y como pueda. Pero viva como viva los hechos más importantes no los podrá cambiar porque cambiarlos supondría cambiar el futuro de muchas personas. 
Cambiar los hechos más importantes de una sola vida, podría  producir un efecto dominó que podría hacer cambiar el futuro de muchas vidas. Por eso los hechos más importantes que irremediablemente nos han de suceder no se pueden cambiar.
El futuro de la vida es como un río, por muchos caminos distintos que se escojan al final el futuro será llegar al mar.
El orden universal  no piensa porque no es una persona ni un Dios,  no puede saber qué nos puede suceder, su tendencia es mantener el orden universal.






Fuente: http://PIXABAY.com  El futuro


Futuro somos todos

Todos pertenecemos a una jerarquía de almas, y debemos evolucionar conforme evoluciona ese orden formado por todas las vidas y sus correspondientes almas.
Por eso ninguna individualidad viviente puede cambiar los hechos más importantes que puedan afectar a la evolución normal de la jerarquía de almas.
Ya que todos debemos pagar nuestros pecados o beneficiarnos de nuestras buenas obras en otra vida, y debemos vivir las experiencias importantes a las que estamos destinados a vivir.
Hechos importantes serían por ejemplo sobre sucesos que puedan cambiar la trayectoria normal de una comunidad viviente, o nuestras inevitables muertes y muertes de los demás o interferir en la evolución normal de la jerarquía de almas.
Civilizaciones extraterrestres muy avanzadas sí que podrán saber lo que les deparará el futuro, porque tendrán los medios adecuados para ello. Pero no podrán modificar el futuro porque eso significaría modificar el orden universal y el orden de las jerarquías de almas..
Las almas más evolucionadas sabrán todo lo más importante que nos sucederá en el futuro, ya que poseen una sabiduría infinita.
Somos libres para poder modificar aisladamente ciertos hechos que nos podrán cambiar parte de nuestro futuro, pero las cosas más importantes del futuro no se podrán cambiar.
Vivimos un orden dentro de un orden dentro de otro orden que es el orden universal, todos los órdenes están inducidos por el mismo orden universal.
Supongo que en el futuro nacerá otro orden: el orden de los robots. Puesto que los humanos llegaremos a ser mitad humanos mitad robots.


El futuro es lo que falta por suceder
Fuente: https://PIXABAY.com El futuro es lo que falta por suceder

 

 

No podemos viajar al futuro

No se puede ir al futuro porque éste está por llegar, pero sí que se puede ir al pasado como observador, porque todo lo sucedido y lo que suceda queda registrado como películas energéticas infinidades de veces en infinidades de memorias sub-atómicas.
Sin embargo, no se podrá modificar el pasado que hemos vivido porque ya lo hemos vivido.
El propio orden universal nos impide modificar nuestro presente si eso significa modificar nuestro futuro final y los hechos más importantes. Eso no significa que no podamos actuar y evolucionar libremente.
Evolucionamos libremente influyendo en nuestra propia evolución  pero sin poder modificar los hechos más importantes que puedan modificar el transcurrir normal del orden de la evolución viviente.
O sea que si somos más o menos bondadosos o malvados, la mayoría de veces es por culpa de nuestra propia libre actuación.


Fuente: http://PIXABAY.com  El futuro


Somos libres de elegir el presente pero no el futuro final

Aunque existan muchos caminos distintos que podamos escoger libremente para llegar a la meta evolutiva. Según el camino escogido, tardaremos más  o menos en evolucionar.
Siempre el final de nuestra evolución viviente, después de vivir muchas vidas diferentes, será esa meta evolutiva en la que seremos libres de sufrimientos, que es llegar a ser un alma cada vez más evolutiva.
A esa meta se llegará después de muchas reencarnaciones que nos ayudarán a evolucionar cada vez más como alma. Evolución que nos permitirá evolucionar dependiendo mucho de la evolución viviente en la que vivimos.
Después de muchas reencarnaciones, unos evolucionarán más y otros no.
Los más obstinados en no evolucionar, porque quizás crean que vivir la vida es disfrutarla al máximo a costa de lo que sea,  tardarán más en llegar a esa meta evolutiva. Por tanto sufrirán más porque necesitarán reencarnarse más para poder evolucionar más.
El orden evolutivo viviente, nos obliga a evolucionar como vida pero también como alma.



Fuente: http://PIXABAY.com Dormir es ordenarse



Cuando dormimos nos ordenamos

Además de descansar cuando dormimos, el orden evolutivo universal nos induce a que inconscientemente nos adaptamos al orden evolutivo normal universal, tanto psíquica como físicamente. Esto sucede porque como actuamos libremente, y actuamos muchas veces en contra del orden evolutivo normal universal, por eso nos debemos ordenar adecuadamente cuando dormimos. Esto nos ayuda a que nos adaptamos adecuadamente al orden evolutivo normal universal, a aprender de lo que hemos hecho mal en contra de esa normalidad evolutiva, sea bueno o malo.
El orden universal aprovecha nuestro estado de somnolencia profunda para estabilizar nuestro orden adaptándolo al orden evolutivo universal más adecuado.
Esta forma de controlar nuestro orden también lo experimentan, en más o menos medida, todos los demás seres vivientes no humanos.
Se nos ha posibilitado el poder dormir, además de para descansar, para controlar y estabilizar mejor nuestro orden conforme al orden universal.


Autor: Salvador Sánchez Melgar
Registrado en Safecreative
http://www.evolucioninteligentesinfin.com

¿Qué es el alma? segunda parte

Alma: Cara de mujer reflejándose en el cristal, la cara es el espejo del alma
 Fuente foto: https://www.PIXABAY.com  ¿Qué es el alma?
                          

¿Qué es el alma? segunda parte

(Artículo subido de mi otro blog: http://salvadorsanchezmelgar.com)

 

Evolucionar sin fin

La evolución viviente surgió a través de la tendencia evolutiva universal destinada a evolucionar sin fin hacia una evolución inteligente sin fin.
Ese proceso evolutivo hacia una evolución cada vez más inteligente era inevitable, porque el orden universal ya en sí es una evolución inteligente sin fin.
En ese proceso, primero se desarrolló una forma de adquirir y clasificar la información para así poder crear una tendencia energética inteligente. La cual pudo individualizarse a través del origen viviente, ya que ese era el mejor medio en el que la inteligencia podía evolucionar sin fin.
La vida era el único medio posible que podía evolucionar sin fin como evolución inteligente.
Y ese mismo proceso evolutivo viviente existe en todos los sistemas planetarios donde exista la vida. Pero no todos los sistemas planetarios han podido originar un planeta con las condiciones necesarias para que la evolución viviente pueda existir.
Sólo mediante la vida se podía evolucionar hacia una evolución inteligente sin fin. Una piedra puede evolucionar en infinidades de formas; pero nunca podrá evolucionar de manera inteligente.
Mediante un psiquismo adecuado se podía evolucionar hacia una inteligencia sin fin, porque el psiquismo es un acumulador y ordenador de la información. Y la información no ocupa lugar si se acumula con orden desechando informaciones innecesarias.
El psiquismo viviente como enlace inmortal acumulador de información adecuada no estaba limitado por la muerte viviente, porque si así no fuese la evolución inteligente sin fin no podría evolucionar.  Las propias tendencias energéticas de la evolución inteligente sin fin desarrollaron esos acumuladores de información llamados almas.
Dentro de ese orden de la información se originó la jerarquía de almas enlazada a la jerarquía viviente, en la que solamente una especie viviente podía evolucionar de manera inteligente. Las demás especies vivientes servirían como soporte a esa evolución inteligente sin fin, ya que no se podía evolucionar de otra forma hacia una evolución inteligente sin fin.
No tendría sentido una evolución inteligente que evolucionase sin fin si no encontrase una forma para poder evolucionar sin fin.
De hecho la evolución inteligente evoluciona también a través de las herencias. Ya que únicamente como alma no se podía evolucionar hacia ese fin, puesto que las almas sólo evolucionan a través de las vidas.
Las almas evolucionan gracias a las experiencias vivientes. Las almas, se dedican más a purificar las vidas y a que las vidas puedan reencarnarse en otras vidas en sus lugares vivientes convenientes.




La evolución sin fin mediante las almas

La evolución viviente no surgió por casualidad o como evolución viviente independiente de la evolución universal, hubo un proceso evolutivo anterior.
Ese proceso evolutivo que originó la vida en la Tierra, es el mismo proceso evolutivo que origina la vida en cualquier planeta que pueda albergar vida, es un proceso evolutivo universal porque la evolución es universal.
La evolución universal es una tendencia evolutiva universal que está inducida a continuar evolucionando donde sea factible evolucionar.
Ésta evolución es como el agua de los ríos, donde pueda evolucionar evolucionará y donde no pueda evolucionar no evolucionará; donde el agua no encuentre obstáculos para proseguir su camino hacia el mar por ahí se encaminará.
Esos enlaces evolutivos que originaron la evolución viviente, se transformaron en almas cuando surgió la vida, porque a medida que evolucionaban las vidas evolucionaban las almas como acumuladoras de información viviente, formando así una jerarquía de almas cada vez más evolutiva.
Jerarquía de almas que está enlazada a la jerarquía de almas universal ya que todo pertenece a la misma evolución; pero sin embargo todas las jerarquías de almas y sus correspondientes jerarquías vivientes están obligadas a evolucionar independientemente de las demás evoluciones ya que ese es el destino de toda evolución.
Los enlaces psíquicos que enlazan de manera psíquica a las vidas con las almas no se pueden detectar porque son tendencias evolutivas que no poseen movimientos ni tiempos.




Fuente: http://PIXABAY.com  Todo se transforma



Nada muere, todo se transforma

Las vidas están limitadas a una vida corta, porque la evolución física tiene un límite evolutivo.
Nada muere definitivamente, todo se transforma. Ya que en el universo nada puede morir definitivamente.
Por eso la vida existirá eternamente como vida en sucesivas vidas a través de esas tendencias evolutivas llamadas almas.
Eso es posible porque todo es un orden evolutivo con la tendencia de que nada puede morir  definitivamente ya que todo se transforma o evoluciona sin fin.
Nada muere definitivamente gracias a que todo es existencia  y a que ésta no puede dejar de existir porque dejar de existir sería ser la nada y eso no puede ser porque la nada no existe.
Debido a ello, la vida como existencia que es, no muere nunca, se transforma continuamente en sucesivas vidas, aunque sea en diferentes cuerpos vivientes, hasta continuar existiendo eternamente como alma.
Si el universo ordenado no fuese así, la existencia no se podría constituir.

 

 

 
Fuente: http://PIXABAY.com  Orden igual a tiempo

 

El tiempo, el orden y la existencia

El tiempo es el transcurrir dinámico de algo que se mueva con orden. Como la existencia del universo conocido es dinamismo ordenado; por tanto toda su existencia tendrá su correspondiente tiempo.
Y gracias a que todo en ese universo es un orden existe todo tipo de existencias compuestas.
Universo que no cesará de crecer, porque en el espacio oscuro y en la energía oscura repulsiva constantemente nacen nuevas existencias dinámicas repulsivas más pequeñas posibles semejantes entre sí. Existencias que son trasladadas y transformadas en existencias atractivas ordenadas gracias a las transformaciones producidas por las estrellas.



 
Fuente: http://PIXABAY.com  La evolución de las almas

 

La evolución de las almas

La jerarquía de almas ha evolucionado en almas gracias a que ha evolucionado la jerárquica evolución psíquica viviente.
Para que las vidas pudiesen evolucionar tenían que evolucionar como individualidades vivientes unidas de manera jerárquica. Ya que una jerarquía es un compuesto jerárquico de individualidades.
El universo conocido es una jerarquía evolutiva compuesta de existencias individuales que evolucionan de manera jerárquica formando todo tipo de existencias compuestas.
La evolución viviente sólo podía surgir en la materia blanda adecuada, en los lugares planetarios adecuados y de una forma microscópica.  Manteniendo siempre esa inevitable  tendencia jerárquica a la evolución sin fin que posee todo lo existente.
De esta forma cada vida debería adquirir decisión propia para poder así poder evolucionar y ser una individualidad psíquica, un alma. Y continuar evolucionando con esa necesaria libertad sin dejar de pertenecer a la jerarquía viviente.
El propio Cosmos, el humo, el pensamiento, una casa o cualquier cosa son compuestos de existencias que se transforma constantemente.
Las existencias dinámicas más pequeñas posibles como individualidades repulsivas que son, no se pueden transformar porque por eso son las existencias repulsivas más pequeñas posibles.


 
Fuente: http://PIXABAY.com  Especie viviente

 

Especie viviente

Cada especie viviente tiende a evolucionar sin fin, pero la mayoría de ellas son especies adaptadas a una adaptación y con ello ayudan a la propia evolución viviente.
Esto es así, porque absolutamente todo es un orden evolutivo que evoluciona sin fin.
Y por eso todas las especies vivientes adquieren esa tendencia a evolucionar sin fin con el fin de que la jerarquía viviente evolucione sin fin.
De la única manera que una jerarquía viviente puede evolucionar sin fin es adaptándose a la propia evolución.
Por eso todas las especies vivientes, por el bien de la propia evolución, se adaptan a esa evolución permitiendo con ello que una única especie viviente evolucione más que las demás.
De esa manera todos las especies vivientes nos necesitamos unas a las otras;  unas nos servirán de alimento y otras no, con el fin inducido de que todo evolucione sin fin.
Así evoluciona la evolución viviente en general, permitiendo que la especie viviente más evolutiva puedan evolucionar más, porque esa es la tendencia evolutiva universal.
Las especies vivientes que no se adapten a la evolución viviente se extinguirán, pero en su lugar nacerán otras y muchas otras se transformarán en otras nuevas adaptaciones.






Alma: Foto de león, todo lo vivo posee alma
                                                          
Fuente: http://www.PXABAY.com Todo lo vivo posee alma

 

 La evolución del alma

Nuestro cuerpo no tiene tanta importancia como nuestra alma, pues nos reencarnaremos en muchos otros cuerpos diferentes.
Sin embargo las almas nunca se transforman en otras almas diferentes, siempre serán las mismas almas, igual o más evolutivas.
Como todas las almas pertenecen a una jerarquía de almas universal, existirán almas muy antiguas que serán muy sabias y justas.
Y como no podía ser de otra manera, las almas más evolutivas ocuparan puestos jerárquicos superiores.
Todo es dinamismo porque todo se mueve.


En el universo ordenado todo es tiempo porque todo lo que se mueve se mueve con orden, y eso induce a que toda la existencia ordenada necesite un tiempo desde el que inicie el movimiento hasta que lo acabe.
Todo lo que se mueve es porque existe. Todo el universo ordenado es dinamismo, tiempo y existencia a la misma vez.


Fuente: http://PIXABAY.com  El alma


¿Qué es el alma?: El alma y los científicos

El alma no es algo divino, es el sostén de la vida, porque la vida no podría sostenerse por sí misma.
Las civilizaciones vivientes universales más avanzadas habrán contactado física y de manera psíquica con las almas y habrán adquirido su gran sabiduría.
Y gracias a ello, como no podía ser de otra manera, habrán evolucionado más.
Habrán evolucionado hasta poder ser seres espirituales sin necesidad de necesitar vivir. Ese es el destino de la humanidad y la de todas las civilizaciones vivientes del universo.
Las almas no tienen presencia física propia, pero poseen la energía suficiente para manifestarse físicamente de muy diversas maneras.
El miedo que tenemos a las almas tal vez sea porque desconocemos lo que son.
Quizás existan almas muy evolucionadas y muy poco evolucionadas, y que por eso se pueden manifestar de muy diversas maneras.
Supongo que la jerarquía de almas universal está esperando a que seamos  más evolutivos para así podernos mostrar sus secretos. Y así transmitirnos la sabiduría universal.
Un ser humano no puede volver a nacer como animal ni un animal como vegetal porque nada involuciona. Pero los que no progresen de manera evolutiva sí que pueden volver a nacer en lugares pocos evolutivos.



Autor: Salvador Sánchez Melgar
Registrado en Safecreative
http://evolucioninteligentesinfin.com